Ana Morgade: "Tanto James Bond como Kiko Rivera valdrían para nuestro Cuerpo de Élite; todos tenemos un superhéroe"

6/02/2018 - 16:43
  • ECOTEUVE.ES entrevista a la protagonista de la nueva comedia de Antena 3

Antena 3 estrena esta noche, en prime time, Cuerpo de Élite, su nueva apuesta de ficción. La comedia contará las andanzas de un grupo secreto de operaciones especiales del Gobierno formado por miembros de diferentes cuerpos policiales que protege al país. Al frente del mismo estará Ana Morgade, que ha explicado a ECOTEUVE.ES todas las claves de su personaje.

"A mí me llaman siempre para hacer de mujer con carácter, es verdad. No soy yo mansa, tampoco en la vida real. Se me da bien hacer de mujeres con 'power' y es muy divertido", explica la actriz, que ha desvelado a qué famosos reclutaría para el grupo policial de la serie: "Lo mismo podría venir James Bond que Kiko Rivera, todo nos vale porque lo que intentamos es sacar el superhéroe que todos tenemos dentro", declara la humorista. 

¿Cómo es tu papel en la serie?

Estoy muy contenta porque me han llamado para hacer de Montse, que para mí combina dos cosas que son muy guays: Es una tía muy divertida, porque tiene mucha comedia, pero no es la típica patana. Cuando haces un personaje cómico, parece que tienes que ser tonto o torpe y, en este caso no. Ella es eficaz, pero tiene los problemas de una mujer del Siglo XXI. Está empoderada, tiene su curro, piensa que tiene todo atado y, de repente, se le parte un tacón, o no llega a tiempo o se deja el bolso en el taxi. Cosas que nos pasan y que hacen que la vida no vaya como debería. 

A su personaje le va a tocar trabajar con su ex amante. ¿Cómo lo va a llevar?

El personaje de Montse empezó muy abajo, casi como una becaria. Empieza medrando, medrando, pasa por varios puestos y se lo va ganando por mérito propio y es algo que no quiere que nadie se lo cuestione. Lo que pasa es que Efe [Antonio Garrido] no está de acuerdo porque, entre otras cosas, viene del pleistoceno y admitir que una mujer tenga poder le da como sarampión. Ahí se crea un conflicto casi generacional que es muy divertido de ver. Todavía hay muchos hombres chapados a la antigua que no se enteran de nada y lo que la tele no cuenta muchas veces, y menos en comedia, que hay mujeres que sí se enteran de todo y eso no las convierte ni en unas amargadas, ni en unas tías serias y aburrida. 

Últimamente, le dan papeles de un registro similar...

Es así. A mí me llaman siempre para hacer de mujer con carácter, es verdad. No soy yo mansa, tampoco en la vida real. Se me da bien hacer de mujeres con 'power' y es muy divertido. En la vida es difícil mandar y que te dejen mandar, así que con la ficción por lo menos te dan ese respiro. 

¿Se parecerá su personaje al que tenía en Olmos y Robles

No, son muy distintos. Cata tenía otro origen, venía de otro lugar, tenía otras ambiciones, tenía otra ingenuidad. Montse es mucho más urbanita, está en otro lugar en el que se ha llevado muchos más palos, viene ya sabida de casa y ha vivido su pequeño calvario para estar donde está. Vive en un mundo rodeada de muchos hombres donde probar que vales implica venir ya con un plus de sabiduría y de validez. De alguna forma ha sabido ocupar un lugar muy respetado y está orgullosa de ello. 

Como cómica, debe ser un regalo poder satirizar desde la ficción con la actualidad. ¿Qué tema de los que se va a hacer eco la serie le atrae más?

Reconozco que el 'Localizador de Borbones' me parece una genialidad. Me costaba hasta decirlo y me daba la risa. Imaginarme que van por ahí como un microchip como si fueran una mascota me parece una maravilla por parte de los guionistas. Hay momentos en los que me he descojonado en alto leyendo un guion y eso es muy difícil que pase. Desde la letra hay cosas que pensaba que no iba a poder hacer, es muy gracioso.

Tras un 2017 intenso en la actualidad política del país, ¿toca reírse de ello también desde la ficción? 

Hay programas de la televisión, como Zapeando El Intermedio, que se ocupa de hacer parodia de lo que en principio no nos debería hacer gracia. Pero, ¿qué le vamos a hacer? Por lo menos reírnos, que es lo que nos dejan. Cuerpo de Élite va más allá. Lo que hacemos es sublimar los problemas. Creo que es divertido porque, en el fondo, para qué te vas a imaginar un caso cuando España ya tiene mucha tela que cortar. Y no nombramos nada explícitamente, pero cualquiera que haya leído un periódico, sabe que hay material y se va a reír porque hacemos guiños pero con mucha sutileza y bastante mala leche. 

¿Tendrá alguna escena de acción en la serie?

No, yo me encargo más de la parte administrativa. Yo he hablado con los guionistas y les he pedido que en algún momento algún secuestrador entre en la oficina. Es cambiar un par de líneas y a mí eso me divertiría. No sé si me han hecho caso porque no puedo hacer spoiler.

¿Ha tomado algún referente para prepararse este personaje? 

A mí me gusta mucho pensar en Claire Underwood [House of Cards]. Es una mujer implacable, súper femenina, es muy profesional y tiene su propia agenda oculta. Tiene sus propios planes y no va a someterse a los planes que le impongan desde fuera. Eso es algo que comparte con Montse. Lo que pasa es que, cuando empieza la comedia, a Claire Underwood no se le mueve el flequillo por una ventolera y Montse vive siempre en problemas de ese tipo. 

¿Había trabajado antes con alguno de sus compañeros?

Con Joaquín Reyes coincidí en Con el culo al aire y nos hacía mucha ilusión volver a vernos. Y hay una anécdota curiosa y es que yo fui profe de Álvaro Fontalba en la escuela de Working Progress. Le di clases de comedia y ahora tendréis que juzgar vosotros si soy era buena profe o me tengo que jubilar. (Ríe) Él, desde luego, tomó muy buena nota.

¿A qué rostros conocidos reclutarías para tu propio Cuerpo de élite?

¡Puf! Es que el Cuerpo de élite tiene algo que es que saca lo mejor de cada uno. Así que lo mismo podría venir James Bond que Kiko Rivera, todo nos vale porque lo que intentamos es sacar el superhéroe que todos tenemos dentro. Todos son muy buenos y muy eficaces haciendo algo, pero también son muy humanos para que el espectador sienta que todos tenemos algo que se nos da muy bien.

Después de tanta comedia, ¿para cuando un drama? ¿No se lo han propuesto? 

En este país se diferencia mucho entre el actor que sabe hacer reír del actor que sabe hacer llorar. Yo creo que hay muchos actores que tenemos la suerte de que nos divierte mucho hacer las dos cosas. Yo estoy encantada, pero es verdad que el público tiene una expectativa. A mí me hace ilusión que la gente vea que salgo yo en una serie y piense que va a ser divertido. Es una medalla que me encanta tener. Pero yo estoy dispuesta a meterme en cualquier fregado y a lo mejor me veis algún día haciendo un dramonazo. 

¿Cómo vives el feedback con el público? ¿Se siente presionada por tener que hacer humor constantemente?

Cuando haces comedia, si tú no te lo estás pasando bien, el espectador lo percibe, no es tonto. Lo último que tienes que hacer es subestimar a la gente porque es muy lista y muy intuitiva. Si tú les mientes y estás haciendo que te diviertes, te pillan a la primera. Tienes que divertirte de verdad. 

Eres muy activa en las redes sociales. ¿Cómo sobrellevas las críticas? 

Por suerte, a mí no me hace falta defenderme porque tengo a mis escuderos que son mis morgaders. Hay veces que les tengo que parar y pedirles un poco de piedad con la gente. Son implacables. Yo los adoro y ellos lo saben, porque me defienden a capa y espada en cada trabajo. Saben más de mí que yo misma. Hay veces que cuelgan fotos mías que digo: ¿Pero esto de dónde ha salido? Es alucinante. 

Después de 1.000 programas de Zapeando, ¿hacia dónde debe caminar el formato para que no se desgaste?

Yo creo que debemos caminar hacia el 2.000. Siempre hay que renovarse y a nosotros nos gusta mucho cuando salen secciones nuevas. Hay una sección que me encanta de Quique Peinado, que es cuando analiza los reggaetones y los electrolatinos. Hemos hecho muy poquitas y todos queremos que hayan más. Con Paco Trump me sigo partiendo de risa. Llegará un momento en el que esto no funcione y haya que inventarse otra cosa. Pero es que estamos sacando cosas nuevas constantemente. 

¿Cómo fue meterse en la piel de Lola Flores en el Concierto de Año Nuevo de TCMS

Me lo tomé muy en serio. Yo no sabía que iba a estar la nieta, Elena Furiase. Y además Lola Flores es una persona que es un icono de este país que recuerdan hasta los milenials. Y con Lolita delante, que tiene un arte que no le cabe en el cuerpo de tiene, mide metro y medio y es inmensa. Delante de ella, no te puedes permitir hacer el ridículo, ni minusvalorar a una persona que ha construido la cultura de este país. Para mí era importante hacerlo en serio y sus palabras fueron de lo más bonito que me pasó. Eso, y poderle dar el premio a una ONG. 

¿Qué series ve Ana Morgade en su tiempo libre?

A mí El Cuento de la criada o Big Little Lies me parecen una locura. Soy muy fan de esta... no voy a decir moda porque me parece frivolizar con el tema, pero sí de esta tendencia que es contar historias de mujeres que no dependen de hombres y que no están al servicio de contar historias de hombres. Están contando cosas alucinantes y me parece súper guay que esté ocurriendo esto. Lo primero como actriz porque ya me viene bien, pero también como espectadora me flipa que suceda este relevo.


Otras noticias

Contenido patrocinado



Informalia





Comentarios 0