La ficción española: entre la originalidad y la tendencia que 'impone' EEUU

17:47 - 16/11/2015
  • Varios guionistas opinan en el Festival de Series de Movistar +

"Qué poca originalidad", habrán pensado muchos que al ver Vis a Vis encontraron paralelismos obvios entre la serie protagonizada por Maggie Civantos y Orange is the new Black. Pero el caso de Vis a Vis no es el único donde se pudo haber dado esta circunstancia, y es que muchas de las series de la parrilla televisiva española encuentran su inspiración en ficciones del extranjero (Gran Hotel y Dowton Abbey, Los Soprano y Crematorio...). ¿Existe entonces falta de ideas en nuestra industria? ¿Ocurre esto porque es más fácil encontrar fórmulas de éxito? ¿Las tendencias nacen o se hacen?

Verónica Fernández (Seis Hermanas, Ciega a Citas) , Álex Pina (Vis a Vis, Los Hombres de Paco), Aitor Gabilondo (El Príncipe, Allí Abajo), Felipe Pontón (Periodistas, Médico de Familia) y Carlos de Pando (Velvet, Gran Hotel), voces de los guionistas del sindicato ALMA, opinaron el pasado viernes dentro del Festival de Series de MoviStar+.

Según Alex Pina, aludido por las críticas a la serie que guioniza, Orange is the new black era uno de los principales referentes, pero lo cierto es que la serie de Netflix no ha sido la primera en estar basada en una prisión femenina, haciendo alusión a la chilena Cárcel de Mujeres emitida entre 2007 y 2008. Algo en lo que también ha coincidido Aitor Gabilondo, que además ha añadido otro ejemplo como la británica Bad Girls (1999 y 2006): "Los nortaemericanos marcan la pauta, tienen mayor presencia y, por tanto, parece que son los únicos, pero no lo son. Son los más potentes", ha concluido el guionista.

"Yo creo que es una mezcla. Por un lado tenemos las series que nos gustan y que queremos parecernos a ellas. Y, por otro, está la parte que es original nuestra. Todos queremos que todo sea 100% original, pero yo creo que tenemos que estar a la moda y vivir con las tendencias que hay", asegura Felipe Pontón, que cree que es imposible que existan series 100% originales, como también es imposible que existan 100% copia, ya que, debido a las posibilidades de Internet, los espectadores te 'cazarían' enseguida.

Verónica Fernández considera que los guionistas muchas veces no logran hacer todo lo que quieren porque se encuentran varios muros por el camino entre los cuales están los ejecutivos de las cadenas: "Hace un montón de años presenté un proyecto a TVE de una serie histórica y me dijeron que eso era imposible. Luego llega una serie histórica que tiene éxito y, de repente, sólo se hacen series históricas. Es decir, con ello la tendencia la creamos nosotros mismos. A veces no es tanto que uno quiera imitar o que piense que hay contenedores estupendos fuera, sino que hemos tenido que luchar contra nuestra propia industria", revela.

Por su parte, Carlos de Pando afirmó que hoy en día las series europeas están teniendo mayor peso en la industria y también se están convirtiendo en un referente para los creadores. Además, apuesta por la capacidad de España para crear sus propias tendencias: "Una que se ha establecido últimamente en España es la de la tendencia local, es decir, antes cuando hacíamos una serie, el lugar en el que se ambientaba la historia era un poco abstracto. No decías nunca en qué ciudad estabas o en qué parte del país. Ahora sí que se nota mucho más en series como El Príncipe, Mar de Plástico, o Allí Abajo. De alguna manera estamos buscando lo local", declaró el guionista.

En definitiva, los creadores confluyen en la conclusión de que las tendencias sirven para poder vender tus ideas a las cadenas. Los responsables de contenidos son muy conservadores y prefieren apostar por series sobre temáticas de éxito fuera de nuestras fronteras, antes que hacerlo sobre ideas originales.

No obstante, los guionistas no pierden la esperanza y ven que ya es una realidad que España puede crear sus propias tendencias. Prueba de ello, nos encontramos con la exportación de nuestras series originales al exterior como ha ocurrido con ficciones como Los Misterios de Laura o El Chiringuito de Pepe, entre otras. 




Informalia




Comentarios 0