El 'guante secreto' que le echó Jorge Javier a Isabel Pantoja en 'Supervivientes': "Se perdió un momento apoteósico"

18:05 - 17/07/2019
  • El presentador interrumpió a Kiko Rivera cuando iba hablar de su hermana Chabelita

  • "Me daba apuro verla tan rematada una noche en la que lo estaba dando todo"

La histórica entrada de Isabel Pantoja en el plató de Supervivientes y la entrevista que le hizo Jorge Javier Vázquez aun colea casi una semana después. En esa charla se vivió un momento de gran tensión, con sus hijos Kiko Rivera y Chabelita como protagonistas y la noche de sexo lésbico en Cantora como detonante.

Fue cuando el reality le puso a la tonadillera las imágenes de de las sucesivas broncas que se fueron produciendo entre sus hijos y el momento en el que Kiko Rivera soltó la bomba sobre la noche de sexo que se vivió en su casa la pasada Nochevieja.

La cantante rompió a llorar al ver que el DJ reconoció que no se hablaba con su hermana. El silencio se hizo en plató y Jorge Javier pidió a Kiko Rivera que entrara para que le diera un abrazo a su madre. "¿Por qué os lleváis mal si sois mi vida? Por favor... Quereros", le dijo la tonadillera hecha un mar de lágrimas.

Lea también: Telecinco sigue explotando el 'clan Cantora': Anabel Pantoja, concursante de GH VIP

"¿Quieres que te sea sincero?", le preguntó el sevillano mientras ella asentía. En ese momento, Jorge Javier Vázquez entró en escena para evitar el incendio que estaba a punto de producirse y le pidió al DJ que tuviera tacto en las palabras que iba a pronunciar.

Jorge Javier: "Me dio apuro ver a Pantoja tan rematada"

De este asunto ha hablado el presentador en su blog de Lecturas. "Me dio muchísima pena verla absolutamente destruida cuando le pusimos un vídeo en el que se dejaba al descubierto la malísima relación de sus hijos", escribe Jorge que, a continuación, desvela que interrumpió a Kiko porque estaba a punto de decir una burrada que terminaría con finiquitar a su madre.

"Cuando escuché a Kiko Rivera decir: 'Voy a ser sincero', me salió del alma pararlo porque entendí que se podía liar gorda. No me arrepiento. Se perdió un momento apoteósico, pero me daba apuro verla tan rematada en una noche en la que lo estaba dando todo".




Informalia




Comentarios 0