Bronca insólita en 'First Dates' tras el rechazo más cruel: "Tienes cara de mona"

11/07/2019 - 12:06
  • Un joven lanza a su cita el ataque más duro escuchado en el dating de Cuatro

First Dates volvió a abrir este miércoles las puertas de su restaurante en Cuatro para la celebración de nuevas citas a ciegas. La noche transcurría con tranquilidad hasta el momento en el que dos jóvenes se enzarzaron en una de las broncas más desagradables que se recuerdan en el programa.

Los protagonistas fueron Silver, un joven granadino de 18 años que trabaja en un negocio de su familia (una cueva flamenca del Albaicín de Granada) y Ana, una andaluza de 19 años aficionada al cante y al baile. Y aunque parecía que la pareja podía tener intereses comunes, la cosa fue mal desde el principio por el comentario que hizo el chico sobre su cita nada más verla.

Lea también: El sonado truco de un joven para no pagar la cena en First Dates: "Me debes una"

Silver aseguró que lo que más valoraba de una mujer eran "los glúteos" y reconoció a Carlos Sobera que para él, el de Ana "sólo era un 6". Tras esta primera salida de tono, los jóvenes pasaron al salón para disfrutar de una velada que comenzó a tornarse un poco menos tensa. 

Silver y Ana mantuvieron una distendida conversación y parecía que la cosa iba en viento en popa cuando se animaron incluso a bailar juntos a ritmo de El Arrebato, que acudió al programa para presentar su nuevo tema. El cantante del grupo le regaló a ambos unas entradas para su próximo concierto y ambos la recibieron asegurando que irían, lo que daba a entender que seguirían teniendo contacto fuera del programa.

Nada más lejos de la realidad. El desenlace fue muy distinto y Silver terminó atacando a Ana por su físico. "Tienes cara de mona", le dijo tras comunicarle que no quería una segunda cita con ella.

Ana, impactada y dolida por sus palabras, le advirtió que se estaba perdiendo "a lo mejor de España": "Me alegro de que no quieras, porque no eres tan guapo", le hizo saber antes de que su acompañante volviera a la carga. "Tienes cara de mona y más cejas que patillas Curro Jiménez", insistió antes de que ella se levantara de la silla para marcharse. "¡Ni me voy a despedir de ti!", le dijo. 




Informalia





Comentarios 0