El ganador del bote más alto de 'Pasapalabra' pide que le llamen: "Soy consciente de que lo gané en la competencia"

20:00 - 13/02/2019
  • Eduardo Benito hizo historia en la etapa del concurso de Antena 3 al ganar 2 millones de euros a la primera

A priori, a pocos les sonará el nombre de Eduardo Benito, pero lo que logró en Pasapalabra no se ha repetido en los trece años que separan 2019 del día su hazaña: el concursante se llevó en mayo de 2006 el rosco más alto de la historia en su primer programa, en su etapa en Antena 3 presentado por Jaime Cantizano.

Benitó se alzó con la astronómica cifra de 2.190.000 euros. "Cuando salí, no lo hice con la mentalidad de ganar mi programa, simplemente fui a por el rosco. Yo notaba que no había definiciones imposibles", recuerda el concursante en su charla con El Confidencial. Trece años después de vivir la experiencia, asegura que está convencido de que "el programa quería dar el bote" en ese momento. 

Pasapalabra invitó a este madrileño a participar algunos programas más debido a que consiguió el bote demasiado pronto. Así las cosas, Eduardo Benito jugó ocho entregas más sumando 9.600 euros más, es decir 1.200 euros por programa.

Eduardo Benito pide a 'Pasapalabra' que le llame

A pesar de la gran cantidad de dinero que guardaba el bote -por los impuestos quedó reducido a 1,2 millones-, ni él ni su mujer dejaron de trabajar: "No hicimos ninguna gilipollez. Yo sigo trabajando en lo mismo, porque además tengo mucha flexibilidad", confiesa el concursante, que usó parte del premio para pagar la hipoteca de su domicilio. 

Eduardo se resigna al afirmar que no le han vuelto a llamar del programa: "Me gustaría que me llamaran, aunque soy consciente de que cuando gané el bote el concurso se emitía en la cadena de la competencia. No cuentan conmigo ni tampoco con otras personas que también concursaron muy bien".

Asimismo, critica la mecánica actual del concurso y las cuestiones que plantea: "Se supone que era un programa del diccionario, de aprender cosas sobre nuestra lengua, pero hoy día preguntan cosas muy absurdas. Eso es cultura, pero no Pasapalabra. No me gusta que pregunten cosas que saben que son imposibles de saber". A pesar de ello, lo entiende, pues son cambios "que dan juego" y "aportan tensión" al programa.



En Portada



Informalia





Comentarios 0