La brutal agresión de la familia del ultra del Betis a un cámara de 'Espejo público'

31/01/2018 - 11:34
  • El profesional de Antena 3 acabó con una brecha en la ceja por un manotazo

  • La madre del delincuente amenazó de muerte a la reportera Desirée Hernández

  • Griso explotó: "Esta señora se debe pensar que la calle es suya. ¿Quién se cree?"

Un equipo de Espejo público fue agredido en plena calle mientras cubría la llegada al juzgado de Manuel Herrera, el ultra del Betis que propinó un brutal manotazo a un hombre en Bilbao, y que ahora ha sido detenido por narcotráfico junto a otras doce personas.

"Un equipo de este programa ha sufrido un desagradable incidente cuando cubría la detención de un ultra muy conocido por todos ustedes", introdujo Susanna Griso. Los hechos se produjeron el viernes 26 cuando la reportera Desirée Hernández y un cámara grababan el paso de Herrera a disposición judicial en los juzgados de Coria del Río, Sevilla.

Así lo describió la periodista: "Yo me quedo en un lateral de los juzgados, los cámara se mueven hacia otro lado para tener mejor tiro de cámara y la siguiente vez que los miro, veo que hay una pareja que está directamente dando manotazos en las cámaras y pegándoles empujones, gritos...En uno de esos manotazos, mi compañero se da con el visor en el ojo y la ceja se le abre y empieza a sangrar". 

Como se puede ver en las imágenes, el equipo del matinal de Antena 3 recibió varias amenazas: "¡Deja de grabar tanta mierda!", "te voy a meter un puñetazo que te voy a reventar, cabrón", ¡fuera de aquí!". Tras el visionado, Griso explotó: "Es impresionante. Esta señora se debe pensar que la calle es suya porque no nos puede echar de los juzgados. ¿Quién se cree? Ahora se entiende el comportamiento del hijo dada la violencia de la madre".

Con la cámara apagada, la mujer siguió intentando agredir a los reporteros con su bolso, según reveló Hernández, que recibió una nueva amenaza: "Como se emitan imágenes de su hijo me va a matar". Para más inri, la madre del "angelito" defendía que su hijo no era violento y que ella tampoco. "Es un niño bueno que siempre le ha gustado el deporte. Le tengo que reñir como cualquier madre", dijo en su día.



En Portada



Informalia




Comentarios 0