Luis Troya y Mercedes Forner son 'Policía Internacional': "Éramos el blanco número uno y principal trofeo"

David Saiz
18/02/2014 - 8:46
  • Ecoteuve.es habla con los reporteros del nuevo programa de Cuatro

Más noticias sobre:

A través de los ojos de los reporteros Luis Troya y Mercedes Forner los espectadores de Cuatro podrán conocer a partir de este martes a las 22.30 la más dura realidad de países como México, Guatemala y Brasil. La cadena estrena Policía Internacional, un docureality que acompañará a varios agentes de seguridad de estos países que día a día se someten a situaciones límite.

"En estos países la Policía es el objetivo y nosotros también. Éramos el blanco número uno y el principal trofeo", explica Troya a Ecoteuve.es. El reportero ha viajado hasta México y Guatemala, donde ha sido testigo de operaciones policiales límite.

"He temido por mi vida. En una ocasión me dijeron que yo valía más porque era rubio", relata. Ese día al llegar al hotel convertí mi habitación en un búnker", dice Troya, conocido por otro espacio de Cuatro, Callejeros Viajeros, "aunque son dos programas que no tienen nada que ver".

Situaciones parecidas y sensaciones similares son las que ha tenido Mercedes Forner (Callejeros), que protagoniza la primera entrega de Policía Internacional en Brasil. "Es una experiencia que ha marcado mi vida, porque tengo la sensación de haber estado en escenarios de guerra".

Forner acompañará al 'Core', cuerpo de élite de la policía brasileña, para adentrarse en la peligrosa zona de las favelas de Río de Janeiro, donde son recibidos a tiros. "La Policía es el enemigo en estos sitios. Me impresionó tener una sensación de que constantemente me estaban apuntando con una pistola", explica.

En los siguientes capítulos veremos a Luis Troya en México, donde se lucha contra el narcotráfico, y Guatemala, "donde además del narcotráfico luchan contra las maras". "Nunca he visto tanta crueldad como allí", reconoce.

Las situaciones de peligro han sido tal, explica el reportero, "que ni mi madre ni mi abuela sabían dónde estaba, hasta que volví a España y se lo conté".




Informalia




Comentarios 0