Programas

La "fórmula del éxito" de Glòria Serra: "Lo convertimos en una película con un poco de intriga"

  • ECOTEUVE.ES charla con la presentadora de 'Equipo de investigación' (La Sexta)
  • El programa regresa este viernes (22.30) con un reportaje sobre José Luis Moreno

Equipo de investigación estrena nueva temporada este viernes a las 22.30. Tras once años en La Sexta, el espacio de reportajes vuelve con una entrega dedicada a  José Luis Moreno. "Lo que hemos hecho es centrarnos en él. ¿Quién es de verdad?", se pregunta Glòria Serra a en conversación con ECOTEUVE.ES.

"Vamos a hablarles de un personaje que habla 13 idiomas, empezó como médico, ahora es empresario y ha dejado dormidos a sus muñecos durante treinta años", reza la promo de Las siete vidas de Moreno. "Nos llamó la atención esta historia por la trama en sí, pues es un caso bastante espectacular", afirma la periodista. 

Investigado por presunta estafa, el conocido productor de televisión está en libertad condicional tras haber depositado un aval hipotecario para cubrir la fianza de 3 millones de euros que le exigió el juez hace dos meses, tiene la obligación de comparecer semanalmente en el juzgado y la prohibición de salir del país.

Arrancan este viernes con nueva temporada y con José Luis Moreno como protagonista del primer reportaje. ¿Cómo habéis afrontado esta trama?

Nos ha resultado fascinante. Estamos hablando de 85 millones de euros presuntamente lavados con magnates implicados. La figura de José Luis Moreno ya había estado rodeada de polémicas y acusaciones, pero lo que hemos hecho es centrarnos en él. ¿Quién es él de verdad? Por eso hablamos de 'las siete vidas de Moreno' y creo que esta es la parte más interesante porque, al final, la trama del dinero es un caso más como ha habido, por desgracia, muchos, pero creo que la figura de él es fascinante, una persona que lo ha sido todo en la producción televisiva.

Creo también que encaja con nuestra audiencia porque ha sido muy bien recibido y con los clásicos de Equipo de investigación, esos programas que hacemos que a la gente le encanta.

¿Ha trabajado alguna vez con José Luis Moreno?

No. Coincidí con él casualmente cuando yo estaba en Telecinco en La Noria porque él vino y le saludé. A raíz de este programa, hemos vuelto a hablar pero en otro contexto distinto. Esa es toda la relación que hemos tenido. Pero veréis el resultado de esa conversación en el programa. 

Y tras este gran caso, ¿qué mas tienen preparado este año?

La verdad es que José Luis Moreno no era un programa que teníamos previsto, Siempre nos preguntamos para qué planificamos si luego la realidad nos tumba todos los planes. Teníamos previsto comenzar con otro programa que ya veréis, no puedo adelantar pero también es un buen tema.

Seguiremos con temas de consumo y pendientes de las tramas de narcotráfico. En España en estos momentos hay un grave problema con el tema del trafico de marihuana, y esto nos seguirá ocupando un tiempo.

Lea también: Risto Mejide reacciona al ver la serie de José Luis Moreno: "Me parece un sketch de José Mota"

Llevan mas de once años con 'Equipo de investigación'. ¿Cómo se mantiene un éxito televisivo así?

Fíjate, once años (risas). Creo que hemos estabilizado una fórmula, que además ha demostrado ser de éxito, como dices, y muy apreciado por la audiencia. Es una combinación justa de grandes casos, como este de José Luis Moreno. Lo que hacemos es convertirlo en una película, basado en hechos reales, pero le damos ese formato con un poco de intriga.

Creo que hemos sido pioneros en hacer investigaciones muy serias con temas aparentemente muy cotidianos, como puede ser el aceite. Esta es nuestra línea, para qué cambiar algo mas allá del perfeccionamiento constante, cuando te avalan años de éxito. 

¿Cómo nace un reportaje de 'Equipo de Investigación' desde ese primer momento que ponen un tema sobre la mesa hasta que se emite?

Lo primero que hacemos es reunirnos porque hay muchos temas que surgen simplemente hablando u otras veces los propone alguien del equipo, porque en esta parte no hay rangos.

Los temas no son infinitos y otros compañeros del medio los tratan o incluso dentro de nuestro propio grupo o cadena. Entonces lo que hacemos es abordarlo, siempre y cuando, sepamos que podemos aportar algo distinto porque hacer algo que ya se ha contado no tiene sentido.

Vuelvo a José Luis Moreno, la gente realmente no había contado quién es esa persona, qué hay detrás de ella, cuál es su trayectoria, qué es verdad y qué es mentira en ella, etc. A partir de ahí es cuando se empieza la planificación, cuáles van a ser las secuencias, cuáles van a ser los puntos fuertes y hacemos una primera investigación, muy de mesa, porque no nos podemos arriesgar.

Si sacamos varios equipos a grabar y luego volvemos de vacío es una perdida de efectivos y de tiempo que no nos podemos permitir con el ritmo de producción tan ajustado que tenemos. Una vez tenemos ese trabajo de mesa hecho, se dividen los equipos ya con gente que va a estar sobre el terreno, se sale a grabar, se ve que se ha conseguido y sobre ese material ya seleccionamos. Esta última es la parte más dura, hemos llegado a grabar un montón de horas para que luego sean 55 minutos, que es lo que dura el programa. 

Es un ritmo muy alto de trabajo entre preproducción y producción...

Me parece que somos casi el único equipo del mundo que hacemos un reportaje semanal, de una hora y sobre un solo tema y así toda la temporada, porque nosotros no hacemos 13 o 14 episodios, nosotros como los niños, desde ahora hasta junio. Es una barbaridad, estamos hablando de más de 40 reportajes por temporada y un equipo de unas 60 personas.

Y con la situación sanitaria actual, ¿cómo se han organizado?

Madre mía (risas) echo mucho de menos ir a la redacción porque hay muchísimas cosas que surgen en el contacto directo con el compañero, la parte de creatividad, de intercambio de opiniones, de maduración de cosas que hacemos que es una parte super importante.

Nos hemos tenido que adaptar como todos, con videollamadas, pero estoy loca por volver y conseguir el "golden ticket", como digo yo, para poder ir algún día a la redacción. Hemos intentado que el programa no pierda nada de calidad pese a esto y creo que lo hemos conseguido. 

Respecto a la elección de temas. ¿Hay alguno que no trataría nunca?

Cuando hay implicados menores, a mí personalmente y al resto del equipo, nos destroza. Casos perdidos como desaparecidos y entrar en contacto con esas familias nos rompe el corazón porque al final eres persona, tienes empatía y estar con esas familias que están llenos de incertidumbres es un horror. Intentamos ser ,como siempre, el máximo de distantes porque nosotros no ponemos, ni quitamos, ni decidimos ni juzgamos. Ponemos lo que hay y la gente en casa, que ya es mayor, juzga como quiere.

De todos los reportajes que habéis hecho estos años, ¿tiene algún favorito?

Sí, además mi favorito es uno de los favoritos de la audiencia: el caso de Angie. Es el caso del asesinato de una compañera de trabajo por parte de otra, que además lo hizo exclusivamente para conseguir dinero y comprarse cosas de lujo. A mí ese tema me sigue resultando 'fascinante' y eso que creo que debe tener unos nueve años. Pero, por favor, que se me entienda, hay una persona fallecida en medio y no es una falta de respeto. Pero el caso, como investigación, fue tan excepcional que me sigue resultando fascinante.

Después de hacer un gran reportaje, ¿esperan algo como equipo? Es decir, que haya un cambio tras esa denuncia. 

Cuando hicimos el reportaje del aceite de palma, primero creíamos que la gente no lo iba a entender y al final fue un éxito. Para mí es un orgullo pensar que eso contribuyó, no digo que sea la causa, no soy tan soberbia, pero sí que contribuyó a un conocimiento y a un estado de opinión que ahora cuando voy al supermercado y veo productos con una etiqueta enorme 'sin aceite de palma', una parte de eso se consiguió gracias a ese programa.

Se consiguió un debate público que al final hizo que muchas marcas dijeran 'oye pues vamos a alejarnos de este tema, no es sano, genera problemas medioambientales y nos da mala reputación'. Cuando ocurre eso obviamente es un orgullo pero ojo, no somos justicieros no vamos impartiendo justicia. Nosotros contamos algo que creemos que es importante contar y la sociedad decidirá si coge esa bandera o no la coge.

Su voz se considera una característica principal del programa. ¿La prepara de alguna forma especial para cada una de las narraciones según la temática del reportaje?

Yo no soy actriz, soy periodista de informativos de toda la vida y cuando empezamos a hacer investigación nos pusimos a darle vueltas sobre cómo podíamos hacer un formato que fuera único.

Convertir cada historia en una narración me llevó a adaptar la locución. Yo iba al teatro y escuchaba a los actores, cómo hacían las pausas, los énfasis, cómo modulaban ellos la voz y fue todo un aprendizaje para mí. Y sí, la cambio en función. Claramente, no es lo mismo el caso de Yeremy, que si estoy contando la historia del aceite de palma, o alguna cosa chusca. Para mí, profesionalmente hablando, ha sido muy divertido aprender la riqueza de esos matices que se pueden dar con la voz. 

Ha dicho que no es actriz pero le hemos visto haciendo un cameo en la nueva promo de 'El Hormiguero'. ¿No se ha planteado explorar esa faceta?

(Risas) no, no por Dios que soy malísima. Cada uno a lo suyo. Yo llevo una carrera que para mí es un orgullo porque miro para atrás y pienso que jamás me hubiera imaginado tener una carrera tan plena, trabajar con gente tan profesional, habérmelo pasado tan bien y seguirlo haciendo a día de hoy.

A veces me preguntan si después de estos años no me aburro y, la verdad, no, porque cada grabación es como volver a empezar. Cada uno a su terreno, zapatero a su zapato y yo sería una pésima actriz, me parece imposible.

Bueno en redes ha gustado mucho su actuación. Sus 'Equipers' son muy fieles. ¿Ha influido la crítica u opinión de algún espectador a la hora de hacer un reportaje?

Más que las criticas, yo diría que las propuestas de temas. A veces la gente me escribe y me dice 'Oye, Gloria, mirad esto'. En este momento, estamos grabando un programa que surgió de gente que empezó a decirnos que miráramos un tema que tenía algo que no estaba bien.

Y bueno, las críticas las aceptamos como lo que son, cuando son constructivas y cuando nos dicen aquí os habéis equivocado, porque cuidado, después de 400 programas solo faltaría que no nos hubiéramos equivocado nunca.

Agradecemos mucho esa vigilancia y esa crítica, porque en redes hay de todo, como en todo, al que va insultando pues ni caso.

Para terminar. ¿Recuerda alguna anécdota divertida o curiosa de las grabaciones que se pueda contar?

Bueno un montón. Cada vez que nos acordamos nos reímos. Una vez fuimos a Son Banya, cuando hicimos el poder de la paca, una matriarca de un clan dedicada al tráfico de drogas.

Para poder grabar en el poblado de Son Banya te tenías que ir hasta arriba, nos metimos en una escombrera de obras, que me llegaba la tierra media pierna y no subimos ahí arriba. Y nos mandaron a todos los niños del poblado a tirarnos piedras, ahora me río pero en aquel momento quizá no me reía tanto.

Estábamos el cámara, el productor y yo, y habíamos estrenado nuevo conductor que estaba en la furgoneta esperándonos. Y claro, desde arriba yo oigo que el conductor enciende el motor y nos creíamos que se iba y nos iba a dejar ahí. No fue así nos esperó y nos dijo que lo había encendido por si bajábamos corriendo y había que marcharse rápido. Así ya tenía el motor en marcha.

En fin, una anécdota que no fue mas allá de eso pero sí que nos han ocurrido muchas cosas chuscas. Grabar en la calle es muy divertido y da pie para escribir un libro.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin