Programas

Anabel se va 'Sálvame' llorando por el cumpleaños de su tía Isabel Pantoja: "No hay nada que celebrar hoy"

  • La tertuliana se derrumba por el conflicto de la tonadillera con Kiko Rivera

Dura tarde la que tuvo que afrontar este lunes Anabel Pantoja en el plató de Sálvame. Por primera vez en 35 años, la tertuliana pasó el 2 de agosto lejos de Cantora, la residencia de su tía Isabel Pantoja, que ha vivido el cumpleaños más triste y amargo de su vida. 

El programa de Telecinco habló del 65 aniversario de la tonadillera, marcado por la guerra abierta que mantiene con su hijo Kiko Rivera después de que este se sentara en Telecinco para hundir públicamente a su madre por lo sucedido con la herencia envenenada de Cantora.

Lea también: 'Socialité' opta por usar la misma estrategia de 'Sálvame' con la entrevista de Olga Moreno

Así pues, Sergi Ferré se dispuso en un momento de la tarde a hacer un reportaje en el que repasaba los mensajes que la gente escribe en los muros de la finca de Pantoja, algunos positivos y otros críticos, pidiéndole que llame a su hijo Kiko Rivera. Fue entonces cuando Anabel Pantoja se levantó de su sitió y se marchó llorando del plató, lo que hizo preocupar a todos en el plató.

"Yo no tendría que estar aquí hoy": el dolor de Anabel Pantoja

Enseguida, Carlota Corredera fue tras ella para preguntarle qué le pasaba. Anabel explicó que para ella estaba siendo un día muy duro, porque el 2 de agosto siempre lo pasaba en Cantora junto a su tía y el resto de la familia celebrando el cumpleaños de la cantante. "Necesito mi tiempo", le pedía a la gallega, que insistía en saber por qué lloraba. "Me he emocionado y no me encuentro bien ahora mismo, me han venido muchas cosas a la cabeza y ni he echado cuentas", empezó diciendo.

Lea también: Kiko Matamoros se rompe como nunca en 'Sálvame' y abandona entre lágrimas el plató

"Es muy fuerte todo, es surrealista todo lo que ha pasado", decía entre sollozos mientras trataba de huir de las cámaras de Mediaset. "Yo no tenía ni que estar aquí hoy", insistía la colaboradora. "No me he pedido el día porque no hay nada que celebrar", ha lamentado mientras trataba de recuperarse.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin