Programas

Belén Rodríguez enseña su casa: así es su gran piso en el centro de Madrid con un zapatero a lo Carrie Bradshaw

  • La colaboradora de Telecinco hace un 'house tour' en 'La última cena'

Telecinco emitió este jueves la segunda gala de la nueva edición de La última cena, talent show culinario en el que la cadena pone a cocinar a colaboradores de Sálvame y personajes de todo su universo. Y si hace una semana fueron Isa P y Asraf los que se pusieron en los fogones, esta vez le tocó el turno a Kiko Hernández y Carmen Borrego.

Y tras la gran bronca entre ambos que acabó con la hija de María Teresa Campos abandonando el programa temporalmente durante la elaboración e los platos, uno de los momentos más destacados de la noche llegó cuando el programa conectó con Belén Rodríguez, encargada de probar el menú de la noche desde su propio domicilio. 

Lea también: Belén Rodríguez responde a Rocío Flores: "No me voy a justificar por hacer mi trabajo"

Del mismo modo que Belén Esteban fue 'comensal' desde su casa durante la cuarentena, la periodista de Mediaset valoró en directo los platos realizados por sus compañeros. Enseguida, muchos espectadores quedaron sorprendidos por el gran salón en el que se encontraba la tertuliana, que hacía despertar la curiosidad de los colaboradores sobre cómo era el resto de la casa.

Belén Rodríguez enseña su casa... y su juguete sexual más preciado

Fue entonces cuando Paz Padilla le pidió si podía hacer un 'tour' por su piso que, tal y como desveló la presentadora, se encuentra en pleno centro de Madrid. Belén accedió enseñar su casa y con ayuda de un improvisado operador de cámara, se dio una vuelta por toda la vivienda. Todos quedaron impactados por el gran tamaño del inmueble, que posee un gran salón comedor en el que Rodríguez tiene también instalado su 'despacho'.

Lea también: El aplaudido corte de Belén Rodríguez a Rocío Flores tras sus ataques en Supervivientes: "¡Pues apaga la tele!"

Y, tras una bonia cocina de estilo americano, se encuentra un pequeño aseo y el gran dormitorio de la televisiva. Allí Belén escondía su gran tesoro: un espectacular zapatero propio de Carrie Bradshaw en Sexo en Nueva York. Y, hablando de sexo, Paz Padilla le preguntó por sus juguetes íntimos mientras mostraba el baño y el vestidor. Y aunque en un principio Belén se mostró reticente a hablar del tema, acabó desvelando el vibrador que escondía en una de sus mesas de noche. 

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin