Programas

Susanna Griso confiesa que estuvo a punto de morir por una trastada infantil: "Creía que podía volar"

  • La presentadora de Antena 3 reconoce que puso su vida en peligro

Susanna Griso y sus colaboradores analizaron este jueves en Espejo Público la entrevista que concedió anoche Malú en El Hormiguero. La cantante sorprendió al Pablo Motos al desvelar que su hija con Albert Rivera, de un solo un año, tiene una obsesión con meter los dedos en todos los enchufes de su casa, por lo que tienen que extremar todos los cuidados. 

Tras escuchar sus declaraciones, la presentadora de Antena 3 ha querido compartir con sus compañeros y la audiencia que de pequeño ella cometió varias trastadas que llegaron incluso a hacer peligrar su vida. La catalana asegura que de niña soñaba con ser espía y llevar a cabo misiones peligrosas.

Lea también: Susanna Griso se vacuna contra el coronavirus: ¿cuántos años tiene la presentadora de Antena 3?

Así pues, Griso explicó que un día se creyó James Bond y cometió una imprudencia que costó un gran disgusto a sus padres. "Un día me tiré de un coche en marcha porque lo vi en una película y pensé que yo era capaz de volar", ha asegurado antes de mostrar a cámara una gran cicatriz que tiene en el codo derecho. 

Susanna Griso se clavó una aguja entera en la rodilla

La cosa no quedó ahí y a pesar de esa arriesgada aventura, Griso confesó que una vez se clavó un alfiler mientras trataba de espiar las conversaciones de su familia. Cuando era niña, la periodista se arrastró por el suelo, donde había un "dobladillo lleno de alfileres". Uno de ellos se le clavó hasta la rótulo, pero la aguja se rompió y su cabeza se acabó partiendo, quedándose la herramienta dentro de su piel. 

Lea también: Abascal planta a Susanna Griso en el último minuto y arremete contra Espejo Público: Hay que ser miserable

"Yo le dije a mi madre me duele la rodilla y mi madre me dijo 'esto es un cortocircuito porque te has acercado a un cable y se te ha pasado ya, no te quejes más'. Entonces. cuatro horas después llegué arrastrada al hospital y dijeron 'tiene una aguja así en la rótula y no se puede mover'", ha asegurado ante la incredulidad de sus compañeros.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin