Programas

El momento más desesperante de 'Pasapalabra': Javier y Pablo desquician a la audiencia con su estrategia más criticada

  • El tramo final de 'El Rosco' se eternizó por la maniobra de los concursantes

Pablo Díaz llevaba varios meses muy tranquilos tras la eliminación de Luis de Lama de Pasapalabra. Sin embargo, tras semanas y semanas en las que solo Marta Terrasa logró sobrevivir, el tinerfeño se ha encontrado con un hueso duro de roer en el concurso vespertino de Antena 3: Javier Dávila.

El participante salmantino llegó pisando fuerte al programa presentado por Roberto Leal y en su primer enfrentamiento con el violinista, logró ganarle la partida, quedándose a una sola palabra de alzarse con el ansiado bote que pone en juego el programa.

Lea también: La reacción de Javier Dávila al 'pillar' a Pablo Díaz reunido con dos pesos pesados de 'Pasapalabra'

Desde entonces, Javier ha ganado varias veces a Pablo, y le ha logrado empatar en otras tantas, hasta acumular ya en su marcador 5.400 euros en 13 programas. De este modo, Dávila ha conseguido superar la cifra conseguida por Marta Terrasa. La valenciana fue expulsada después de 30 programas con tan solo 4.800 euros en su haber, una cifra muy baja al haber perdido la mayoría de enfrentamientos con el canario.

El momento más desesperante de 'Pasapalabra'

Javier Dávila le está poniendo las cosas realmente difíciles a Pablo, que en los tres últimos programas ha logrado aguantar el tipo y batir a su nuevo y duro rival. El salmantino le ha cogido la medida al canario y en sus enfrentamientos más recientes ha decidido copiarle la estrategia en la parte final de El Rosco.  

Lea también: El momento más polémico de 'Pasapalabra': el motivo por el que Roberto Leal dio por inválida una respuesta de Javier Dávila

Esta maniobra habitual de Pablo consiste en responder a todas las palabras que se sabe y dejar pendientes las dos o tres con las que tenga dudas. En caso de ir por delante en el número de aciertos, y contar con más tiempo en su marcador, el violinista siempre opta por pasar el turno, provocando que el tiempo de su oponente se agote y así obligarle a dar una respuesta para intentar empatarle. De si lo consigue, o no, depende de que el joven se arriesgue a responder a sus últimas definiciones para intentar llevarse el bote. 

No obstante, este martes se produjo una situación realmente agobiante para los espectadores. Y es que Pablo y Javier comenzaron con el bucle de 'pasapalabras' cuando al canario todavía le quedaba un minuto por delante. De este modo, el tramo final de El Rosco se eternizó para desesperación de la audiencia, que no dudó en mostrar su descontento a través de las redes sociales. Finalmente, Pablo acorraló de nuevo a Javier, que falló en sus últimas respuestas, por lo que tendrá que enfrentarse a una nueva silla azul.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.