Programas

Ana Rosa pierde los nervios con Lequio y le corta en pleno debate sobre Rocío Carrasco: "¡Deja terminar a alguien, hombre!"

  • La presentadora se enfada con el tertuliano en el programa de Telecinco

El documental Rocío. Contar la verdad para seguir viva, en el que Rocío Carrasco habla de los presuntos malos tratos que sufrió de manos de Antonio David Flores durante los últimos 20 años, sigue generando una gran repercusión en los medios de comunicación y en los principales programas de Telecinco. 

Y si el asunto provocó este lunes un tenso rifirrafe entre Cristina Fallarás y Antonio Rossi en el plató de Cuatro al día, este miércoles se ha vivido una situación similar con Alessandro Lequio en El Programa de Ana Rosa.

Lea también: Ana Rosa sale en defensa del "pobre" Màxim Huerta: "El único al que han cesado"

La nueva versión de la hija de Rocío Jurado sobre su relación con el exguardia civil ha dividido a los tertulianos del magacín y la presentadora se ha visto obligada a intervenir para calmar los ánimos. En concreto con el italiano, que no dejó de interrumpir a sus compañeros durante el llamado 'club social' del espacio de Telecinco.

Ana Rosa abronca a Lequio, fuera de sí por el caso Rocío Carrasco

Todo terminó por explotar mientras hablaba Marisa Martín Blázquez. En ese momento, el italiano no paraba de rebatirle y cortó su discurso en varias ocasiones. Acto seguido, tomó la palabra Joaquín Prat, a quien el colaborador volvió a interrumpir muy alterado.

Lea también: La reacción de Ana Rosa tras el último capítulo del documental de Rocío Carrasco: "Me cuesta entenderlo 20 años después"

En ese momento, Marisa Martín Blázquez volvió a recuperar su turno de palabra y Lequio no dudó en echársele encima, lo que provocó que Ana Rosa terminara de perder los papeles. "¡Deja terminar a alguien, hombre!", gritó muy seria en unas palabras que hicieron a Lequio callarse para que el resto de tertulianos expusiera sus opiniones sobre la serie documental de Mediaset. 

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.