Programas

El polémico gesto de Javier Dávila en pleno rosco de 'Pasapalabra': "No puedo pegarle a Pablo"

  • El concursante sorprendió con una broma que los espectadores no entendieron

Javier Dávila llegó la semana pasada a Pasapalabra pisando fuerte y protagonizando uno de los mejores debuts que se han visto en el concurso durante su nueva etapa en Antena 3. El hombre logró poner a Pablo Díaz contra las cuerdas y se quedó en su estreno a una sola palabra de completar el Rosco y llevarse el bote en su primer programa.

Sin embargo, tras dos programas descolocado, el tinerfeño ha conseguido cogerle la medida a Javier, ganándole en el resto de enfrentamientos que han mantenido. La destreza del canario, que goza de una mayor experiencia en el concurso presentado por Roberto Leal, ha llegado a desesperar a su oponente. 

Lea también: El increíble pasado de Javier Dávila en Saber y ganar y su primera vez en Pasapalabra

"¡Qué pesado es!", exclamó el salmantino hace unos días después de ver como Pablo Díaz le pasaba constantemente el turno para que su tiempo se agotara y pudiera calcular el número de aciertos necesarios para poder batirle. La estrategia del músico no gustó nada a Javier, que lanzó una queja disfrazada de broma que no pasó desapercibida entre los espectadores.

"No puedo pegarle, está mal visto en televisión": el gesto de Javier a Pablo que no ha gustado a los espectadores

La cosa no quedó ahí y este jueves se produjo una situación similar entre los concursantes. Esta vez, Javier volvió a dejar boquiabiertos a muchos espectadores al empezar a golpearse con ímpetu los puños como si fuera un boxeador. El salmantino celebraba así que acababa de caer en una de las cuatro palabras que le quedaron pendientes. 

Lea también: Pablo Díaz (Pasapalabra) habla por primera vez sobre política para atizar a un diputado: "Hace falta más empatía"

"He visto a tres personas hacer ese gesto en la vida: Holyfield, Tyson y Javier. ¿Qué significa?", le preguntó con humor Roberto Leal. "Es que me ha venido una y es de la alegría que me da. Y como no puedo pegarle a Pablo, entonces tengo que controlarme, que eso en la televisión está mal visto. También él sería duro y no es la manera de hacerlo", soltó el participante ante las risas de un presentador que trataba de evidenciar que se trataba de una broma. 

Javier acertó la palabra y terminó por agotar su tiempo dejando su rosco en 22 aciertos. De poco le valió, ya que Pablo Díaz comenzó a remontar en su segunda vuelta hasta conseguir la misma cantidad de respuestas acertadas y firmar el empate con su contrincante. Enseguida, las redes sociales se llenaron de comentarios de espectadores que aseguraron que no acababan de entender el humor del nuevo concursante. 

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Anti-tontas
A Favor
En Contra

Vaya manera de cogérsela con papel de fumar la gente, cada día somos mas tontos. Lo políticamente correcto está llegando a unos extremos que solo demuestran la estulticia de la gente.

Puntuación 1
#1