Programas

Iker Jiménez estalla en Cuatro: "No puedo decir lo que les haría porque me echarían de aquí"

  • El presentador de 'Cuarto Milenio' se indigna hablando sobre los pederastas

Iker Jiménez cerró Cuarto Milenio reflexionando sobre los pederastas. El presentador empezó hablando de Miguel Ricart, el único condenado por el tripe asesinato de Alcàsser: "La semana pasada hablábamos de diversas corrientes de pensamiento y de muchas personas que decían que no había ni siquiera de identificar a una persona que ya había cumplido con la ley".

"A mí a veces ese desapego con la realidad humana me sorprende muchísimo e indagando he visto cómo otro personaje de categoría en esta oscuridad como El chicle se convertía en motivo de conversaciones por estar disfrutando del segundo grado tras haber matado y metido en un pozo a una chica, Diana Quer", continuó diciendo a cámara.

Lea también: El cambio de look de Ferreras que eclipsó el resultado de las elecciones catalanas: sorpresa por lo que se hizo en el pelo

"La ley, la burocracia dirá lo que diga, ha provocado que asesinos de casos espeluznantes, gracias a la derogación de la doctrina Parot vuelvan a estar en la calle", dijo Jiménez muy indignado. "No fueron las leyes quienes detuvieron al Chicle, fueron dos chicos que vieron cómo estaba metiendo a una chica en el maletero y dieron a la Policía la pista clave".

Iker Jiménez: "La ley ha provocado que asesinos vuelvan a estar en la calle"

"Una gran parte de la sociedad, a la que yo les aseguro que no entiendo, clamaban que eso era la ley, pero es que amigos, la ley puede ser muy injusta, señaló Iker. "Hay violadores que han reincidido, asesinos sin escrúpulos que han cumplido una parte de condena mínima respecto a lo que les tocaba, y por eso la sensación es de absoluta incoherencia".

Lea también: "¿Qué 'viva España', ni qué puñetas?": la gran bronca de Pilar Rahola y Sardá en el especial de TVE de las elecciones catalanas

"La prisión permanente revisable es otro escándalo. Es para algunos vomitivo", aseguró. "No me voy a meter en políticas, pero alguien que mata a un joven o un niño, no les voy a decir lo que les haría porque me echarían de aquí. Nadie se pone en el lado de la víctima, es como un deseo de olvidar y yo no sé a qué se debe".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin