Sonsoles Ónega abronca a Javier Negre por llamar "paguita" al Ingreso Mínimo Vital

26/06/2020 - 17:28
  • La presentadora de Telecinco recrimina al polemista que desprecie la ayuda

Más noticias sobre:

Ya es mediodía contí este viernes cómo miles de familias se están empezando a beneficiar ya del Ingreso Mínimo Vital, medida sin precedentes en la historia de España que sacó adelante el Gobierno de coalición sin ningún voto en contra en el Congreso de los Diputados. Esta ayuda es una de las armas más importantes del ejecutivo para intentar amortiguar los estragos económicos causados por la crisis del coronavirus que ha puesto en jaque a todo el planeta. 

Durante el programa, Sonsoles Ónega recogió el testimonio de una mujer, agradecida con el ingreso, ya que se encuentra en una situación económica muy preocupante. Tras escucharla, la presentadora ha aprovechado la ocasión para abroncar a Javier Negre en directo por la forma en la que ha menospreciado la ayuda sacada adelante por el Gobierno de Pedro Sánchez.

"Te he oído hablar de 'la paguita'. Cuando oyes estos testimonios, no sé si el sentido peyorativo de la paguita...", dijo, plantándole la mosca al polemista. Negre ha salido entonces a poner en duda que ese dinero llegue a personas que realmente no están en una situación vulnerable. "Hay mecanismos para hacerlo", le dijo hasta Cristina Cifuentes. "¿Que hay que perfilarlos para evitar el fraude? Pues sí, pero yo creo que están vinculadas siempre a la búsqueda activa de empleo", le rebatió la expresidenta de Madrid.

Lea también: Montse Suárez llama "farsante" a Javier Negre: "Cuando se le dicen las cosas a la cara, ataca con una mentira"

Javier Negre intentó alarmar entonces a los espectadores asegurando que se puede producir un efecto llamada en la inmigración: "Hay youtubers magrebíes diciendo que hay que ir a España que allí hay una paguita, eso hay que ayudarlo", ha declarado el tertuliano mientras Sonsoles, Cifuentes y Marta Nebot se quedaban ojipláticas.

"La renta mínima está prevista para 1,5 millones de personas y se estima que la necesitarían 2 o 2,5 millones. Ya está hecha para controlar a quién se le da y a quién no. Hay miles de testimonios de gente que las necesitarían y que por sus condiciones no la reciben. Él método de control para que nadie lo llame paguita ya está encima de la mesa", le recriminó Nebot. 




Informalia





Comentarios 0