La aparatosa caída de Berto Romero en 'Late Motiv' que dio un gran susto a Buenafuente

17:57 - 13/02/2020
  • El cómico dio una espectacular voltereta al intentar sentarse en el sofá

Más noticias sobre:

Berto Romero entró en el plató de Late Motiv para hacer su famosa sección, El consultorio, en la que responde dudas existenciales de los espectadores al lado de Andreu Buenafuente.

El presentador le dio paso mientras sonaba Da Ya Think I'm Sexy?, de Rod Stewart. Berto entró con aires de seductor y empezó a dar botes fruto de la emoción que sintió al escuchar la música. Al término del tema interpretado por la banda del programa, el cómico dio el habitual salto hacia atrás con el que cada día se sienta en el sofá principal del estudio. 

Lea también: Greta Thunberg y Almeida se fusionan en una desternillante parodia de Raúl Pérez en Late Motiv

No obstante, Romero lo hizo con tanta fuerza que el sillón cedió provocando la aparatosa caída del humorista. Segundos después, Berto se levantó entre risas asegurando que, afortunadamente, se encontraba en perfecto estado. "Esto lo va a ver mi hijo y me dirá: 'Papá, eres imbécil", empezó señalando ante las carcajadas del público. "Y eso que siempre le digo que se siente bien al cenar, que se puede caer", añadió. 

Las redes sociales enseguida se hicieron eco de la graciosa situación que se vivió en el late night de Movistar+ y el vídeo enseguida se convirtió en viral. "Precioso homenaje a Sabina", comentó la cuenta de Twitter de La Resistencia sumándose a las bromas tras el accidente del cantante madrileño durante su concierto en el Wizink Center de Madrid. 




Informalia




Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.