Así fue la decisión final de los concursantes de 'La isla de las tentaciones': ¿Con quién se fueron?

12/02/2020 - 1:01
  • El reality show de Mediaset concluyó después de diez entregas con la última hoguera

"¿Quieres irte con tu pareja, solo o con otra persona?", fue la pregunta que Mónica Naranjo hizo a todos los concursantes de La isla de las tentaciones, el reality de Mediaset que terminó este martes después de diez entregas. Y, la verdad, hubo de todo. [¿Cómo están las cinco parejas en la actualidad?]

Ismael y Andrea: "Él me ha intentado hacer daño"

Andrea se olvidó de su novio Ismael desde el primer día y pasó todo el reality con Óscar. Pero, en su reencuentro, parecía el mundo al revés. En vez de dar explicaciones a su pareja, la joven le reprochó su actitud. "Me ha intentado hacer daño. He abierto los ojos y he visto que no estaba tan bien como creíamos. Él me ha cohibido en muchas ocasiones", dijo ante un Ismael que no entendía nada. "Él no entra en razón y me echa todas las culpas a mí".

Ismael, por su parte, explicó que si se había acercado a algunas chicas era porque "decidí no perder el tiempo, ya que tú lo estabas aprovechando muy bien". "Ver a tu novia en la cama con otro hombre no es fácil", continuó. "Estoy decepcionado porque he conocido una parte de ti que no conocía. ¿Es normal acostarte con otro teniendo novio? Me daría vergüenza tu comportamiento".

La decisión final: 

Ismael: Solo.

Andrea: con Óscar.

Óscar: con Andrea.

Fiama y Álex: el cara a cara más duro

El reencuentro entre Fiama y Álex estuvo marcado por los reproches de ella, muy molesta tras enterarse de que Álex había hablado con Julián, uno de los tentadores, para que "cuidara" a su novia durante el programa.  "No conozco a Álex como creía", dijo Fiama, que estuvo implacable durante su durísimo cara a cara. 

Álex se vino abajo desde el primer momento y mostró todos sus fantasmas. Apenas supo explicarse. "La he cagado. Lo hice con buena intención pero la he cagado. Te quiero pedir perdón. Estás muy por encima de mí. Tengo inseguridad, celos..."

La decisión final:

Álex: Fiama (entre lágrimas)

Fiama: Álex (enfadada y a regañadientes)

Fani: sin Christofer... ¡y rechazada por Rubén!

Lo de Fani es de traca. Rompió con Christofer después de siete años de relación para irse con Rubén, el tentador con quien estuvo desde el primer día. "He sentido algo nuevo e inesperado por él. Me siento libre. A Christofer no le echo de menos", dijo Fani. Sin embargo, minutos después fue rechazada por Rubén. "¡Estoy flipando!"

La decisión final: 

Fani: Rubén.

Rubén: "Me voy solo".

Susana y Gonzalo: "No sé si estoy enamorada"

"Quiero que me expliques tu comportamiento. Has hecho cosas que sabes que me iban a doler. No entiendo nada. Es lamentable cómo te has comportado", espetó Susana nada más encontrarse con Gonzalo. "No he recuperado la ilusión que estábamos buscando. No sé si estoy enamorada de Gonzalo", dijo la ganadora de GH.

"Parece que no me valoras, son ganas de cavar un hoyo y meterme dentro", acertó a decir Gonzalo, que no podía entender lo que se le venía encima. Peor se puso cuando Susana decidió marcharse sin él. Ella lloraba desconsolada y él estaba desesperado: "¡No me merezco esto!"

Gonzalo: Susana.

Susana: "Sola con una conversación pendiente con él".

Adelina y José: ¿Quieres casarte conmigo?

Ha sido la pareja más estable durante el concurso y siguieron siéndolo en la hoguera final, aunque su reencuentro no estuvo exento de reproches por la falta de confianza y las dudas mostradas, principalmente, por José.

Adelina: José. 

José: Adelina.

Pero no solo eso, José quiso cerrar su participación en La isla de las tentaciones pidiendo matrimonio a su novia. El hombre hincó la rodilla y procedió: "¿Quieres casarte conmigo?"




Informalia




Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.