Programas

Álex reconoce que habló con Julian a espaldas de Fiama antes de 'La isla de las tentaciones': "Ella no sabía nada"

  • La joven canaria afirma sentirse traicionada por su novio y precipita el fin de su relación

Al comenzar la pasada hoguera en La isla de las tentaciones, Mónica Naranjo advertía a los chicos que uno de ellos iba a ver unas imágenes muy impactantes de su novia. Se trataba de Álex, quien presenció el gran enfado de su pareja, Fiama.

El cabreo de la joven se debía al descubrimiento del supuesto pacto que tenía con su futuro marido para el reality, información que Susana sacó a la luz y de la que Fiama quiso desentenderse, culpando de todo a Álex.

Lea también: Adelina y Fiama protagonizan una monumental pelea a gritos: "¡Chavala, relájate!"

"La persona con la que me iba a casar me ha fallado, ¿estamos flipando?", decía Fiama enfurecida, mientras rompía una foto de su pareja y se quitaba su anillo de compromiso.

Álex reconoce que habló con Julián sin que Fiama lo supiera

Álex no sabía qué hacer al ver las imágenes. Sus compañeros intentaban tranquilizarle pero él se mostraba fuera de sí. "No voy a jugar con mi relación. No, no por favor... Esto es lo que me daba miedo, que se enfadara por fantasmas, y lo acabo de ver", explicaba.

Una vez calmado, procedía a responder a las preguntas de Mónica Naranjo con respecto a la supuesta trama: "Julián es el amigo de un buen amigo mío. Sí que es verdad que le dije que la cuidara. Fiama sabía que él era el amigo de uno de mis mejores amigos. Ella no sabía nada", ha contado el extronista, exculpando a Fiama y reconociendo que le ocultó información. 

La hoguera de Fiama

Fiama, por su parte, no ha querido ver las imágenes de su novio y ha asegurado sentirse "traicionada": "Me he enterado de que tenía todo preparado. Julián les enseñó conversaciones a los chicos donde Álex les decía que íbamos a entrar muy bien, luego se enfadaría por un vídeo y finalmente saldría de la mano conmigo. Yo no tenía ni idea de nada. No quiero estar con él", declaraba, asegurando no tener ni idea del montaje que se le acusaba. "No sé si mi novio me quiere más a mí o a la tele", concluía.

Mientras Fiama explicaba su punto de vista, las caras de Susana y Adelina no podían expresar mayor indiferencia. Ambas afirmaron no creer a su compañera: "Para mí, las lagrimas de Fiama en la hoguera siguen formando parte de ese guion y de esa trama que tiene con Álex", exponía Adelina ante las cámaras de Mediaset. "Creo que se le ha visto el plumero y por eso está tan alterada... Me parece un poco feo que le eche las culpas a Álex cuando es cosa de los dos", espetaba Susana.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin