Objetivo, salvar la ficción en abierto: "Hay una crisis y tenemos el reto de conseguir que el público vuelva"

10:12 - 16/01/2020
  • ECOTEUVE.ES habla con Sonia Martínez y Daniel Écija, dos gurús de las series

  • "La televisión en abierto no está en crisis", aclara la responsable de Ficción de Atresmedia

  • La cadena estrena 'La Valla': "El discurso de algunos líderes podría ser el tráiler de la serie"

Más noticias sobre:

La Valla es uno de los estrenos más esperados de este arranque del 2020. La nueva serie de Antena 3 -desde el domingo en Atresplayer Premium- está ambientada en la 2050, en una España bajo un régimen dictatorial en el que la sociedad está dividida en dos: el Sector 1 (el del gobierno y los privilegiados) y el Sector 2 (el resto).

La Valla lleva cocinándose dos años entre Sonia Martínez, directora de Ficción de Atresmedia y máxima responsable de éxitos como La casa de papel, Vis a visVelvet...; y el  productor, Daniel Écija, un histórico de la ficción en España (Médico de familia, Águila Roja Los Serrano), antes en Globomedia y ahora en The Good Mood. Todas ellas son series que lograron un gran éxito cuando solo existía la ficción en abierto y aún no estaban instaladas las plataformas que han "individualizado" el consumo. 

Lea también: Así es 'Benidorm', la nueva comedia de Atresmedia con el sello de los creadores de 'Allí abajo'

En su idea original, La Valla se exponía como una distopía: "¿Qué pasaría si partidos ultraconservadores controlasen los gobiernos, una Tercera Guerra Mundial azotase el mundo y una tremenda crisis climática nos dejase sin los principales recursos naturales?".

A medida que avanzaba el tiempo, sin embargo, los creadores de la serie han cambiado de idea y ahora lo ven como "una realidad que no está tan lejos de ocurrir de aquí a un periodo no muy largo de tiempo", según explicaron a ECOTEUVE.ES Sonia Martinez, directora de Ficción de Atresmedia, y Daniel Ecija.

Lo distópico de 'La Valla' fue acercándose a la realidad. ¿Cómo lo afrontaron en cuanto a la trama y al guion?

Sonia Martínez: Empezamos teniendo muy claro que queríamos hablar de unas condiciones que, en un principio, imaginábamos como una ficción: me refiero a la valla, la escasez de recursos naturales, las dictaduras en alza, etc. Teníamos claro que esto formaba parte del género distópico y realmente nos hemos dado cuenta de que no. Yo ahora mismo no podría decir que es de género ficticio. Hay que cambiar ese titular y decir que estamos ante una serie de algo que puede ocurrir de aquí a un periodo de tiempo no muy largo. Hemos sido visionarios y nos hemos adelantado a nuestro tiempo.

Dani Écija: Realmente, el discurso de algunos líderes políticos actuales podría ser el tráiler de esta serie. También tenemos que tener en cuenta que en Europa estamos muy narcotizados. Si miramos a un lado podemos observar que en Asia la gente trabaja mucho por muy poco dinero, hay hambre... Y, sin embargo, se están construyendo estadios de lujo. Este es el trasfondo que queremos dar, pero en realidad La Valla es una aventura de una familia en una nueva España con todos estos matices.

Es una serie con un envoltorio de postproducción importante. Han hablado de 'Mad Max' o 'Blade Runner' como antecedentes.

Sonia Martínez: Tampoco nos queremos venir arriba. En este caso yo siempre he contado con la tozudez de Dani. Por ejemplo, en el primer capítulo estaba muy cabreado porque salía un autobús que decía que era vintage y lo cambió. Es decir, cuida mucho cada detalle, es muy exigente. Obviamente, no somos una película y no tenemos ese presupuesto concentrado en un solo capítulo.

Dani Écija: Esta serie no tiene que envidiar a nada. Si lo comparas con otras distopías te sorprendería el extraordinario esfuerzo de producción. Está por encima de lo que te encuentras en otros nombres de referencia como El hombre en la colina o El cuento de la criada. Es sorprendente el nivel de exigencia que le hemos dado.

La serie realmente conciencia a la gente, aunque no sea el objetivo principal. ¿Qué mensaje buscáis mandar?

Dani Écija: Yo creo que una de las cosas más importantes que queremos transmitir es que la gente debe tener memoria. Es una serie que habla de no olvidar. No estar tanto en el presente y tener en cuenta todo lo que ha pasado. Creo que con este esfuerzo y, sobre todo, teniendo memoria, podremos administrar mejor el futuro.

La ficción en abierto vive un momento duro. ¿Creen que es algo que se puede remediar a corto-medio plazo, quizá con esta serie? ¿O piensan que esta forma de consumir está condenada teniendo en cuenta las nuevas plataformas?

Sonia Martínez: Es muy bueno el planteamiento que has hecho. Yo creo que negar la realidad sería poco inteligente. Realmente sí hay una crisis en la ficción en abierto, que no en la televisión en abierto; son cosas realmente diferentes.

Yo creo que todavía hay manera de que el espectador vuelva a la ficción en abierto, probablemente tendremos que hacer otro tipo de propuestas, algo que tenga que ver más con lo colectivo -aquí estoy entrando en filosofía grande- porque el consumo de las series y la ficción se está convirtiendo en algo individual y personal; incluso cuando vives en pareja cuesta coincidir cuando estás viendo una serie.

Si somos capaces de ver que hay series que se pueden disfrutar desde lo colectivo, volveremos a tener algo que ofrecer al público. No será de hoy para mañana, pero tenemos un reto maravilloso que hay que ver como lo abordamos.

Esta idea de la televisión colectiva dista del impulso que se está dando a Atresplayer, donde cada uno puede elegir su contenido. No es del todo compatible, ¿no?

Sonia Martínez: Eso ya son conceptos empresariales, no podemos quedarnos al margen de por donde está yendo el negocio. Tienes que hacer tu apuesta, nosotros hemos decidido hacerla dándole preferencia a la ficción porque es nuestra bandera y no hemos querido darla de lado. Podríamos haber tirado por el documental o por el entretenimiento. Pero lo que hemos querido desde Atresplayer Premium ha sido llevar la bandera de la ficción como buque insignia. Es lo que hay. Esto da para un máster (Risas).



En Portada



Informalia





Comentarios 1

#1
16-01-2020 / 13:30
PACO GONZALEZ
Puntuación 0
A FavorEn Contra

Lo que es un mazazo para la ficción en abierto, son los horarios. No es posible aguantar hasta más alla de la medianoche, con periodos de publicidad de casi un cuarto de hora, en dos o tres ocasiones. Se pierde el hilo y la paciencia, aparte de que el sueño te hace perder el interés.

Por qué no adelantan el horario de emisión?