David Beriain busca lo 'Clandestino en España': "Es hora de contar lo que tenemos en casa"

18/09/2019 - 16:44
  • El reportero estrena nuevas entregas de su programa el lunes 23 en DMAX

David Beriain lleva años recorriendo el planeta. El periodista regresa a DMAX con Clandestino en España, la serie documental del canal que, por primera vez, recala en nuestro país para poner el foco sobre los miembros, colaboradores y víctimas de grupos criminales que operan en España como nunca se había mostrado en televisión. Todos los lunes a partir del 23 de septiembre, a las 22.30, la España clandestina sale a la luz en DMAX.

Producida por 93 Metros para DMAX de Veo TV, Clandestino en España se compone de ocho entregas temáticas de una hora de duración cada una en las que el periodista se introducirá en algunos de los más complejos y herméticos grupos criminales que operan en nuestro país.

Entre las temáticas que abordará esta nueva temporada de Clandestino, la primera de la historia del programa de DMAX que pondrá el foco sobre las actividades ilegales que se producen en nuestro país, figuran asuntos de plena actualidad como el de las mafias de la inmigración en la zona del Estrecho, los cárteles de cocaína en España, el negocio de los sicarios, la presencia de la mafia italiana en nuestro país, el tráfico de personas o el negocio de la marihuana 'made in Spain', entre otros.

"Hemos narrado los entresijos de organizaciones criminales de medio mundo. En Sinaloa, en la selva de Colombia, en las favelas de Brasil, en las calles de Estados Unidos… Y a la vuelta, siempre nos preguntábamos '¿y en casa qué?", explica el periodista sobre este nuevo proyecto para DMAX para el que se han necesitado meses de negociaciones con sus protagonistas, una exhaustiva investigación y el contacto directo con los principales responsables de estos grupos.

"Sabíamos, de primera mano, que aquí también existe lo clandestino. Hemos visto la droga en las calles. Nuestros contactos en los mundos del narcotráfico de Colombia y México nos hablaban de clientes españoles. En Italia, los miembros de la Camorra con los que convivimos se referían al sur de España como 'Costa Nostra'. Y decidimos que había llegado el momento de conocer y contar lo que hay en casa", asegura David Beriain sobre las razones que le han llevado a investigar los mundos al margen de la ley por primera vez en Clandestino en España.

En los dos primeros episodios de los 8 que componen esta temporada -el primero de ellos se emite el lunes 23-, David Beriain nos introduce en la realidad de las mafias que trafican con personas procedentes de distintos puntos de África y que tratan de llegar a Europa a toda costa, aunque sea poniendo su vida en manos de estas redes que han generado un negocio multimillonario en los últimos años. 

Beriain se trasladará a ambos lados del Estrecho, desde Málaga y Almería hasta Ceuta y Tánger, para averiguar cómo trabajan estas redes, quiénes están detrás y cuánto dinero generan, pero también para ser testigo de cómo las autoridades marítimas localizan y rescatan del mar a miles de inmigrantes que flotan a la deriva y que traen consigo historias muy dramáticas. Su investigación comienza acompañando a los equipos de Salvamento Marítimo de Almería que en solo un día localizan y asisten a cinco pateras con cientos de personas a bordo y recuperan del mar los cadáveres de los que no han logrado sobrevivir a la travesía. Uno de los inmigrantes rescatados es Mohammed. Proviene de Mali, donde vivía en la miseria, y le cuenta a Beriain que ha pagado 2000 euros a una mafia en Marruecos para que le ayuden a cruzar el Mar de Alborán y entrar así en Europa. "Saben que los caminos no están bien. Cogen nuestro dinero para mandarnos a la muerte. Son asesinos", le explica.

En el resto de episodios de Clandestino en España, David Beriain recorrerá diversos puntos de la geografía española investigando, localizando y consiguiendo acceder a las personas que controlan algunas de las actividades ilegales que se han asentado en nuestro país en los últimos años y que actúan desde la clandestinidad.




Informalia




Comentarios 0