El Dioni, tras 30 años de su gran golpe: "La cárcel no mereció la pena, pero las vivencias como millonario sí"

13:52 - 17/08/2019
  • El exladrón ha sacado un libro donde cuenta todo el proceso de su famoso robo y cómo lo vivió º

El Dioni estuvo en Sálvame para contar cómo le cambió la vida a raíz de su famoso golpe donde robó 1,8 millones de euros de un furgón blindado

Es uno de los 'cacos' más famosos de España y ahora ha sacado un libro donde cuenta cómo fue llevar a acabo un robo de tales dimensiones. En 1989 El Dioni aprovechando la ausencia de sus compañeros se llevó un furgón lleno de dinero y escapó a Brasil donde vivió la vida que no pudo tener en España. 

Lea también: 15 momentazos de Sálvame para sobrevivir a un sábado sin Deluxe

En la actualidad y 30 años después, Dionisio Rodríguez hizo balance de su pasada vida y acudió a Sálvame para contarlo. "Cuando uno cuenta lo que ha vivido es relativamente sencillo", expresó el exladrón refiriéndose a su libro el cual fue su motivo de su visita al plató de Telecinco. 

Dionisio contó que vivía de 830 euros de pensión en un barrio de Madrid. Rodeándose de las altas esferas y trabajando para ellas El Dioni consigue llegar a fin de mes. La colaboradora Gema López le preguntó si mereció la pena haber robado el dinero y fugarse a otra país para disfrutar de ello. 

A lo que Dionisio le respondió: "Recordando la cárcel no mereció la pena, pero las vivencias como millonario sí", expresó. Recordó cómo fue su extradición a España y confesó que en el avión no le habían esposado: "Venían dos periodistas de Interviú y no quise que hicieran fotografías sin esposar", reveló El Dioni. 




Informalia




Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.