La SER echa el cierre al histórico 'Hablar por Hablar' de Macarena Berlín: "La radio y yo tenemos que avanzar"

3/09/2018 - 14:22
  • ECOTEUVE.ES habla con la presentadora, que valora la inesperada decisión de la emisora

  • "Han sido los mejores años de mi vida, los oyentes me han hecho mejor persona", afirma

  • "Rechacé un gran proyecto en otra cadena porque me aseguraron que 'Saber vivir' seguiría", dice

La Cadena SER ha decidido poner fin a la andadura de Hablar por Hablar en la emisora de PRISA. El histórico programa se despedirá para siempre a finales de septiembre para dar paso a El Faro, espacio que supondrá la vuelta de Mara Torres a los micrófonos de la radio de Gran Vía tras su salida de La 2 Noticias. 

Esta maniobra ha pillado por sorpresa a los oyentes del programa que conduce cada madrugada Macarena Berlín. Y es que este lunes, durante la presentación de la nueva temporada de la Cadena SER, nadie hacía mención a lo que ocurrirá con Hablar por Hablar durante el próximo curso. Finalmente, tal y como ha podido confirmar este medio, este desaparecerá de las ondas tras 30 años de emisión prácticamente ininterrumpida. 

Tras conocerse la noticia, ECOTEUVE.ES se ha puesto en contacto con Macarena Berlín, que ha explicado cómo recibió la cancelación de su formato. La periodista ha aclarado que ya conocía esta decisión antes de marcharse de vacaciones y ha avanzado que ya prepara un nuevo programa con la emisora: "Sigo vinculada a la casa con un nuevo proyecto", asegura previendo su estreno para el próximo mes de octubre.

La locutora, que ha desvelado que el equipo de Hablar por hablar será reubicado en El Faro de Mara Torres, sólo tiene palabras de agradecimiento por haber tenido la oportunidad de presentar este espacio durante casi una década. "Han sido los mejores años de mi vida, sin ninguna duda. He aprendido muchísimo de los oyentes y he ido a trabajar cada día con una ilusión increíble. Incluso cuando lo compaginaba con Saber vivir y dormía sólo dos horas. Era cansado pero afrontaba cada programa con una ilusión tremenda", valora.

Y es a esa fiel audiencia a la que Macarena Berlín dedica sus más emotivas palabras. "Los oyentes me han hecho mejor persona, me los llevo a todos en el corazón y tengo cuadernos enteros con frases de ellos. He aprendido muchísimo de periodismo y he aprendido mirar a la vida de frente, a valorar las situaciones y a hacer lecturas entre líneas", declara.

A pesar de todo, Berlín se muestra optimista con este nuevo rumbo que ha tomado en las últimas semanas su trayectoria profesional: "La radio tiene que continuar y avanzar. Y yo también como profesional. Los oyentes me han enseñado que las olas hay que cogerlas y que cuando te caes, tragar un poco de agua y saber que vuelves a la superficie. Siempre hay otra ola y mi tabla soy yo y mi profesionalidad. Eso no me va a faltar", sentencia.

Y es que, además de la de Hablar por hablar, Macarena Berlín sufría hace unas semanas la cancelación de Saber Vivir. La nueva TVE fulminaba por sorpresa el histórico espacio de salud que junto al Amigas y conocidas de Inés Ballester completaba las mañanas de La 1. "Uno de los directores de la anterior etapa me confirmó que el programa seguiría en septiembre. De repente, me entero estando de vacaciones de que no y yo ya había dicho que no a un gran proyecto en las mañanas de otra cadena por seguir en TVE", confiesa. Sin embargo, se muestra tranquila, pues en televisión "también hay algún proyecto en el horizonte".


Otras noticias

Contenido patrocinado



Informalia





Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.