Empresas

González declara que el ERE de Telemadrid fue una decisión "dura", pero "responsable"

  • Dice que le hubiera gustado un acuerdo entre la empresa y los trabajadores

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha sostenido que la decisión de ejecutar un despido colectivo en el ente público Radio Televisión Madrid fue una decisión "dura" pero "responsable" dirigida a mantener la "viabilidad" del canal y cumplir la ley, que no admite déficit en el ente.

González ha contestado así al portavoz de IU, Gregorio Gordo, que ha preguntado por las perspectivas de futuro del ente tras el fallo del Tribunal Supremo que obligó a elevar las indemnizaciones a 861 afectados por el ERE, ataviado con un peto como los que extrabajadores de Telemadrid lucían durante sus protestas.

En su respuesta, el presidente de la Comunidad de Madrid ha recordado que la ley estatal sobre el sector audiovisual público exige que haya una posición económica "equilibrada" en los medios públicos y que, a este respecto, Telemadrid tenía un desfase presupuestario "de varias decenas de millones".

González ha reconocido que la decisión de hacer un ERE es difícil y "nada agradable" para quien tiene que tomarla, a lo que ha agregado que, al igual que ha ocurrido en Telemadrid, en estos años de crisis "prácticamente" todos los medios han tenido que acometer despidos colectivos que han afectado a 27.000 trabajadores.

González ha añadido que le hubiera gustado que en el caso de Telemadrid se hubiera producido un acuerdo entre la empresa y los trabajadores, que no fue posible, en su opinión, porque los representantes de los últimos no quisieron negociar y optaron por ir a una "huelga política" y llevar la televisión "a negro".

El presidente de la Comunidad de Madrid ha pedido al portavoz de IU que acate la sentencia del Supremo y le ha afeado su "incoherencia" por no haber protestado en su día, según ha indicado, cuando durante los ocho años de gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se despidió a 4.200 trabajadores de los medios públicos.

Por su parte, Gordo ha acusado al presidente de la Comunidad de Madrid de haber despilfarrado 80 millones de euros en las indemnizaciones a los trabajadores despedidos y considerado "evidente" que la perspectiva de futuro es la "liquidación" y "futura privatización" de Telemadrid para que pase a manos de "empresarios amigos".

Gordo ha denunciado que la Comunidad de Madrid aspira a convertir Telemadrid en "órgano de expresión del PP" y ha acusado a sus dirigentes de haber "criminalizado" a los trabajadores despedidos y haber hecho "chantaje" al presionar a los jueces al decir que anular los despidos supondría el cierre de Telemadrid.

Finalmente, el portavoz de IU ha exigido la readmisión de los trabajadores despedidos en el ERE ejecutado en enero de 2013.

comentariosWhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin