Alyson Eckmann da un giro radical a su vida y se marcha de España ¿de forma definitiva?

17/04/2018 - 13:55
  • La ganadora de 'GH VIP 5' abandona el país para volver a su tierra natal

Alyson Eckmann ha tomado una drástica decisión: se va de España. Justo un año después de que Jordi González la proclamara ganadora de la quinta edición de Gran Hermano VIP, la americana ha decidido dar un giro radical a su vida y mudarse a Los Ángeles. ¿Es una marcha definitiva? 

Según ha confirmado ECOTEUVE, los fans de la reportera pueden estar tranquilos, puesto que se trata de una mudanza "temporal", ya que Alyson aun "tiene proyectos sin culminar en España". 

Sin embargo, esta circunstancia tiene toda la pinta de alargarse en el tiempo, ya que Eckmann ha puesto todas sus pertenencias a la venta. A través de sus redes sociales, la locutora alarmó a sus seguidores anunciando que ponía su ropa, calzado y muebles a la venta en una conocida aplicación. Este lunes, decía en uno de sus vídeos compartidos en Instagram que había terminado de enviar los paquetes a sus fans. 

Pero... ¿qué ha llevado a Alyson a tomar esta repentina decisión? Tal y como asegura Kiko Hernández, el amor. Eckmann se habría enamorado de Joey, el aventurero con el que llegó a posar totalmente desnuda en un paradisíaco paisaje durante su viaje por la ruta 66. Así pues, la americana habría decidido mudarse a Los Ángeles, ciudad donde reside este misterioso chico. 

Want to get high? Climb a ladder with me. ???????? #canopy #cannabis #cannabiscommunity #OG #dadjokes GET PACKED

Una publicación compartida de Joey Love. (@thejoeyloveshow) el


Contenido patrocinado

Otras noticias


En Portada



Informalia





Comentarios 1

#1
17-04-2018 / 20:19
sdg
Puntuación -1
A FavorEn Contra

Pues que la den por el culo.

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.