Daniela Blume desafía la censura de Instagram con un espectacular topless

16/04/2018 - 14:13
  • "Ojalá esté lo suficientemente censurada para el sistema", escribió

Desde hace unos meses, Instagram adoptó la polémica política de pixelar fotografías en los que aparecieran pezones de pechos al calificarlo de "contenido delicado". Bajo en este contexto, Daniela Blume ha vuelto a protagonizar otro espectacular topless desafiando a su censura.

La concursante de GH VIP aparece tumbada boca arriba en una cama, con las piernas encogidas y levantándose un jersey negro dejando al descubierto sus pechos. Sin embargo, Blume ha distorsionado sus pezones lo mínimo para que la red social no censurase la imagen.

"Ojalá esté lo suficientemente censurada para el sistema", escribía en inglés junto a la fotografía, que en dos días ha sumado más de 35.000 me gustas. Daniela Blume tiene a sus seguidores acostumbrados a este tipo de desnudos reivindicativos, en los que se muestra tal y como es con total libertad.

Wish that is censored enough for the system

Una publicación compartida de Daniela Blume (@danielablume) el


Contenido patrocinado

Otras noticias


En Portada



Informalia





Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.