Violeta Mangriñán, la tronista que llega a un agónico 'Mujeres y hombres y viceversa'

31/01/2018 - 10:58
  • La expretendienta de Albert Barranco se incorpora este jueves, 1 de febrero

  • El programa llegó a Cuatro con un 7,3% (final de Iván) pero ha caído hasta el 3,3%

Más noticias sobre:

Violeta Mangriñán, joven castellonense y expretendienta de Albert Barranco, inicia mañana jueves 1 de febrero una nueva etapa en Mujeres y Hombres y Viceversa debutando como tronista.

Luchadora, temperamental y segura de sí, emprenderá la búsqueda del amor compartiendo el trono junto a Melanie y Sophie, las otras dos tronistas del dating-show que conduce Emma García en la sobremesa de Cuatro.

El programa llegó a Cuatro el pasado jueves con un destacado 7,3% con motivo de la final de Iván. Sin embargo, la audiencia ha caído notablemente desde ese día hasta el 3,3% que marcó este martes. 

Violeta, una joven decidida a encontrar "un hombre con ambición"

"Valiente, emprendedora, trabajadora e independiente": así se autodefine Violeta, joven de 23 años que actualmente cursa estudios de Técnico Higienista Bucodental. Tras pretender a Barranco durante casi tres meses, tomará las riendas de su propio trono al que llega "dispuesta a enamorarse".

En su nueva faceta como tronista, la joven valenciana declara: "Busco un hombre que tenga las cosas claras y objetivos en la vida".


Contenido patrocinado

Otras noticias




Informalia





Comentarios 1

#1
31-01-2018 / 14:51
rwe
Puntuación 0
A FavorEn Contra

y que trabaja de algo??? es una nini??? una busca carteras????



menuda pajara

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.